Un temor latente

Jonathan J. Hernández Reyes

Hace 26 años la ciudad de México sufrió uno de los fenómenos naturales más catastróficos en su historia, un terremoto de 8,1 grados en escala de Richter, que hoy en día es sólo recordado como el terremoto del 85.

Este hecho que azotó a un gran sector de la sociedad ya no forma parte la memoria de los jóvenes mexicanos quienes no lo experimentaron, sin embargo el peligro de un temblor es latente y el miedo a la catástrofe forma parte de la verdad histórica mexicana.

Marcelo Ebrard, jefe de Gobierno del Distrito Federal, inauguró el pasado 19 de septiembre un campo de adiestramiento para rescate pues dijo que se debe preparar cada vez más a la ciudadanía ante el riesgo sísmico y destacó que su meta es contar con mil 500 brigadistas con la capacidad de desplegarse en una hora y media después de algún sismo.

El mismo día en la Plaza de la Solidaridad, Ebrard izó la bandera a media asta como acto simbólico de las muertes que tuvieron lugar en el terremoto de 1985. Igualmente este acto lo realizó el presidente Felipe Calderón alrededor de las 07:20 horas en la plancha del Zócalo capitalino.

El Gobierno del Distrito Federal adquirió 50 mil alarmas sísmicas, de las cuales 40 mil serán colocadas en 3 mil 300 escuelas y los 10 mil restantes serán colocados en edificios e inmuebles seleccionados estratégicamente, así aunque el epicentro sea en otra parte de la república se informará a los ciudadanos del Distrito Federal sobre el temblor. El costo de las alarmas sísmicas fue de 50 millones de pesos.

El presidente Felipe Calderón anunció también el pasado 19 de Septiembre del año en curso que a partir del 2012 las viviendas construidas por el Gobierno Federal contarán con una mochila de emergencia, a su vez anunció la creación de una Escuela Nacional de Protección Civil (ENPC), la cual estará incorporada a la Secretaría de Educación Pública (SEP) con la finalidad de que las instituciones tanto públicas como privadas estén preparadas para poder atender cualquier emergencia de dicha índole.

La coordinadora general del Sistema Nacional de Protección Civil (inaugurado hace 25 años), Laura Garza, señaló que la escuela inaugurada por Calderón tendrá tres sedes: San Luis Potosí, Querétaro y Chiapas. La ENPC contará con dos centros de adiestramiento, uno en la Comisión Federal de Electricidad (CFE) y otro en Petróleos Mexicanos (PEMEX).

En la ciudad de México 15 mil 500 edificios fueron registrados para la participación del macro simulacro el pasado 19 de septiembre, donde se tendieron las indicaciones de la Secretaría de Protección Civil, con el fin de conmemorar el terremoto del 85. El propósito del macro simulacro fue el de crear consciencia en la sociedad de que un sismo se puede presentar en cualquier momento, así como saber qué hacer en caso de que uno se suscite.

Share This: